Linea Directa


¡QUE GANE TABASCO! ¡QUE GANE EL PAÍS!
Por Gerardo Reyes Gómez. (LD (23-07-01)

"El muerto y el arrimado a los tres días apestan", así dicta el popular refrán que le viene como anillo al dedo a Roberto Madrazo Pintado, el cacique político en vías de extinción del edén tabasqueño del sureste.

El próximo día 5 de agosto se llevará a cabo en Tabasco el ejercicio electoral que en nuestro país nunca termina siendo totalmente democrático. Sin embargo, la suerte está echada y la moneda en el aire. Al momento de escribir estas líneas la ventaja para el PRD es ligeramente superior, pero con un margen tan pequeño que todo puede suceder. Lo único seguro es que Roberto Madrazo va en picada en su apoyo a Manuel Andrade, el candidato del PRI. Aun cuando ganara Andrade, lo cual de ninguna manera es imposible, sería gracias a la acendrada tradición priísta que, como una pesada y terca inercia, mueve la voluntad ciudadana de gran parte de la población tabasqueña, pero definitivamente no sería gracias a la buena influencia de Madrazo o a su trabajo político.

Andrade de alguna forma ya lo tiene claro lo anterior y de llegar a ser el huésped de la Quinta Grijalva, protegería a Roberto para que no lo metan en la cárcel pero, aparte de brindarle esa protección, no moverá un dedo para reforzar o mantener su posición de fuerza en el interior del Estado. Andrade, más pronto que tarde, terminará por sacudirse la nefasta sombra de Madrazo.

Si por el contrario Raúl Ojeda, el candidato del PRD, se lleva el triunfo electoral, entonces el gastado negro factotum del cártel de Atlacomulco deberá empacar y salir por piernas de un edén que, para Roberto, corre el peligro de convertirse en infierno. Muchos agravios mueven a la militancia perredista, al grado tal que para la mayoría de los votantes, el enemigo a vencer no es Andrade, sino Madrazo. Y el PAN, que curiosamente no tiene la menor posibilidad de arribar a la gubernatura, será el elemento que, en un momento dado, podría inclinar la balanza de los votos para beneficiar a uno de los dos candidatos más pesados de la contienda.

En adición a lo descrito, también cuentan los factores externos. Los apoyos que antaño recibía Madrazo del señor de Atlacomulco, podrán verse disminuidos. Ya no le abrirán la cueva de Alí Baba para que a manos llenas se lleve cuanto desee del tesoro de los cuarenta ladrones y las siete dalias. El profesor Hank González tiene sus propios problemas, aparte de los de su salud. Y la situación que alientan desde Los Pinos para sitiar el feudo del señor de las ratas, Arturo Montiel, tiene mucho que ver con la caída de gracia del cártel de Atlacomulco, y con su extensión del extremo noroeste de Baja California; el cártel de los famosos hermanos Arellano Félix.

No todo está escrito en ésta materia, pero la estrella política de Roberto Madrazo parece perder brillo por momentos, y la tónica de los sucesos por venir la dará, curiosamente, la ya inminente elección tabasqueña. ¡Que gane Tabasco! ¡Que gane el país!


volver al homepage
HOMEPAGE


LINEA DIRECTA GERARDOREYES.COM DERECHOS RESERVADOS.   regg48@hotmail.com