Linea Directa


UNA VOZ DE ALTURA

 

 

LAS PREOCUPACIONES HAN LLEGADO.

Por Alejandro Díaz Camacho (LD 05-08-19)

E-mail:  adiazcam@gmail.com

“No te preocupes, Rosario”. Famosa es la frase de exoneración que a título personal el expresidente Peña Nieto dedicó a Rosario Robles Berlanga cuando ella enfrentaba acusaciones fundadas de usar recursos del erario federal para favorecer electoralmente al Partido Revolucionario Institucional. Sin embargo, contrario a esa cínica recomendación, resulta que ahora sí, la señora Robles debe preocuparse, y mucho. Dos sabuesos de primer nivel, Alejandro Gertz Manero, Fiscal General de la República y Santiago Nieto Castillo titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público van tras ella, la clave del asunto se llama estafa maestra la cual, podría ascender a 7 mil 670 millones de pesos.

La Fiscalía General de la República (FGR) solicitó a un juez federal citar a Robles Berlanga el próximo 8 de agosto, con el fin de que sea imputada por el delito de ejercicio indebido del servicio público. Por su parte, la (UIF) mediante investigación fiscal y financiera, alista el bloqueo de cuentas de Rosario y de seis ex funcionarios supuestamente involucrados en el desvío e indagan a 50 empresas fantasma y la posible triangulación hasta con 180 compañías y varias universidades públicas que recibieron recursos de las desaparecidas secretarías de Desarrollo Social (Sedesol) y de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu) de las que fue titular Rosario Robles Berlanga, siempre entre tempestades políticas y acusaciones de irregularidades o franca corrupción. Toda una red de corrupción diseñada y puesta en marcha durante la administración federal del corrupto Peña Nieto que anda por el mundo derrochando lo que no le pertenece.

Formada en la izquierda no contaminada del priísmo y muy apreciada en sus momentos de mayor congruencia, la controvertida Rosario pasó en poco tiempo a estelarizar páginas oscuras del álbum político nacional, en compañía de personajes que la han marcado: el empresario argentino Carlos Ahumada entregando fajos de billetes al entonces perredista René Bejarano, sumamente cercano a López Obrador, aunque ya no era su secretario particular. Ahumada, quien hacía pareja política y sentimental con Rosario, propició el compló mediático y político contra López Obrador. Otras marcas son las de los ex presidentes Carlos Salinas de Gortari y el último, Enrique Peña Nieto.

Economista por la Universidad Nacional Autónoma de México, fue depositaria de las primeras acometidas fuertes del obradorismo contra un adversario interno. Rosario había sido secretaria de Gobierno con Cuauhtémoc Cárdenas como primer gobernante capitalino democráticamente electo y luego lo sustituyó en el cargo. Personajes cercanos a quien luego sería presidenta del PRD aseguran que ella se quejaba por el maltrato y la abierta beligerancia de López Obrador, cuando apenas había rendido protesta este como gobernante chilango.

Respecto del caso, Rosario Robles (chivo expiatorio de Peña Nieto, según López Obrador), sostiene que siempre ha dado la cara y confirma que fue citada, pero se queja de la filtración del documento donde se menciona la acusación que le hace la Fiscalía General de la República (FGR): “…es una flagrante violación a mis derechos y al debido proceso. Es inconcebible que se haya dado a conocer a la opinión pública lo que no se me comunicó a mí”. Por su parte, el titular de la UIF, rechazó que se haya violado el debido proceso al filtrarse el citatorio judicial enviado a Rosario Robles. Afirmó que se trata de un ejercicio de acceso a la información pública y señaló que incluso la Suprema Corte de Justicia de la Nación ha concluido que el derecho al honor o a la vida privada de los servidores públicos es más reducido en presencia de presuntos actos de corrupción. Dice Nieto Castillo: “Hay que recordar que la propia legislación establece, en materia de transparencia y acceso a la información pública, que en los casos de corrupción no puede decretarse la reserva de ley. Y los hechos tienen que ser del conocimiento público”. Al menos en una fase de audiencia inicial y con secuencias que están por definirse Rosario tendrá que preocuparse.

Habrá de verse hasta dónde llega el caso de la estafa maestra, pues ella es una pieza importante, mas no la única, de un proceso sistemático de corrupción que abarca a más ex funcionarios de alto nivel y a universidades de varias partes del país. Oportunamente y a pocos días de ser aplaudido el primer informe presidencial (anticorrupción) de López Obrador, las preocupaciones han llegado, pero para los timoneles y segundos de a bordo, pues los capitanes y las grandes presas andan y seguirán sueltas, disfrutando por el mundo.

 


volver al homepage
HOMEPAGE


LINEA DIRECTA GERARDOREYES.COM DERECHOS RESERVADOS.   regg48@hotmail.com