Linea Directa


 

LAS AGRESIONES DE TRUMP HACIA MÉXICO

Por Gerardo Reyes Gómez (LD  13-11-2017)  

 

La conducta de Donald Trump para con México, está más que justificada. Él sabe y siente el rechazo de los habitantes de la nación  que esta unida a su frontera sur. 

Cualquier mexicano bien nacido, de más de quince años de edad, sabe que los Estados Unidos de Norteamérica despojaron a nuestro país de más de la mitad de nuestro territorio, tras una muy injusta guerra en 1847. Eso nunca podrá ser olvidado, dígase lo que se diga. 

Cuando Trump tomó posesión de la Presidencia del vecino país norteño, pidió información de inteligencia sobre el status de las relaciones entre nuestros dos países y rápidamente fue informado por  la CIA, la DEA y la DIA sobre el estado de la guerra encubierta que desde mediados del siglo XVIII mantenemos en contra del coloso del norte.  

Esa fue la reacción inmediata para que desde el principio de su presidencia, y aún antes, Trump hiciera referencia al muro que se debería construir para proteger el territorio estadounidense. La sensación de agresión de los mexicanos hacia los EE. UU. es real y nunca la podremos olvidar. 

Por otra parte, la mayoría de los mexicanos sabemos que el gigante norteño posee pies de barro, esto es, que conocemos de que pie cojea, y estamos más que conscientes de su dependencia e inclinación de su población por el consumo de las drogas. Ello nos hace conocedores de su peor debilidad. 

De ninguna otra manera podría explicarse el tipo de intervención de una buena parte de la población mexicana, cuando nos damos cuenta que el consumo de opiáceos se ha incrementado en los últimos años entre la sociedad estadounidense.  

Existiendo una rivalidad entre China y Estados Unidos para tratar, cada una de ellas, de ganar la hegemonía económica mundial, y viendo cómo China se ha convertido, en el primer productor del planeta de "fentanilo", substancia indispensable para la producción de drogas de nuevo diseño, así como la desmedida apetencia de los estadounidenses para consumirla, entonces se hace explicable que sea a través de los cárteles mexicanos que se haya establecido la fuente de control, para su distribución en sectores preseleccionados de la sociedad norteamericana, utilizando justamente la experiencia de los cárteles mexicanos. 

Así que no hay mucho de dónde escoger, tiene razón Trump cuando teme alguna reacción de sus vecinos del sur, aunque sea el presidente estadounidense más incompetente que ha tenido esa nación.

 


LINEA DIRECTA GERARDOREYES.COM DERECHOS RESERVADOS.   regg48@hotmail.com


volver al homepage
HOMEPAGE


LINEA DIRECTA GERARDOREYES.COM DERECHOS RESERVADOS.   regg48@hotmail.com