Linea Directa


CORRUPCIÓN MORAL EN LAS ALTURAS
Por Gerardo Reyes Gómez. (LD 06-03-01)

Durante esta semana hará crisis en México un asunto de corrupción moral en una esfera de poder político; el presidente más frívolo que ha tenido el país en su historia, ahora corre el peligro de pisar la cárcel como reo de un delito común: José López Portillo ha tentado al Diablo y ha sido correspondido.

Acusado por su hijo José Ramón de fraude tipificado, el ex presidente se ha visto forzado a defenderse legalmente ante una denuncia penal. Quizá nadie que no fuera hijo suyo se hubiera atrevido a acusar a un ex presidente de cualquier tipo de delito, ya que una regla no escrita de nuestro sistema político dicta la impunidad total para los ex mandatarios, a menos que alguno sea pillado en flagrante oposición, irreverencia o desacato a un presidente en funciones.

Caro le salió a López Portillo aquel brutal engaño de que fue objeto por parte de Miguel de la Madrid, cuando utilizó como instrumento para llegar a Los Pinos a aquel inmaduro, como lerdo joven, hijo del entonces presidente, y ensalzó y lo cubrió de alabanzas hasta solicitar y obtener que el jefe del Estado lo nombrara subsecretario de Programación y Presupuesto. La fatuidad le cubrió los ojos a un padre que deseaba escuchar lo que De la Madrid le decía y, con aquellos que tenía que excusarse por lo grave de la decisión que había tomado, cínicamente explicó que su hijo José Ramón "era el orgullo de su nepotismo".

De la Madrid logró su objetivo, pero nadie que hubiera conocido al niño subsecretario, hijo del presidente de la república, creería nunca que se trataba de un chico fuera de serie. Como consecuencia de esa acción De la Madrid llevó a Los Pinos a un grupo de poder que, no mucho tiempo después, sería calificado por George Bush (Senior) como un grupo de homosexuales. Los costos de lo descrito fueron inmensos para el país, porque permitió el acceso a la presidencia de Carlos Salinas de Gortari, el pilar fundamental del narcopoder en México.

Ahora López Portillo cosecha los frutos de su irresponsabilidad política, y el affaire que lo llevó a su último matrimonio puso aún más en evidencia, la falta de conciencia de su responsabilidad histórica. A la luz de los últimos acontecimientos, da miedo pensar del tipo de hombre que, gran nepote, tuvo en sus manos las riendas de la nación.


volver al homepage
HOMEPAGE


LINEA DIRECTA GERARDOREYES.COM DERECHOS RESERVADOS.   regg@hotmail.com

Otros limks:  http://mexico.mexico-tenoch.com